Decálogo para piel sensible ¡Los 10 tips que debes seguir!


Ardor, deshidratación, tirantez, rojeces… son algunas de las reacciones más comunes en la piel sensible. Por eso, para una piel sensible el cuidado facial y corporal es primordial. Si hay alguna regla que debe cumplir a raja tabla este tipo de piel es alejarse de todo aquel cosmético inadecuado que pueda acentuar la irritabilidad de la piel. Evitar los componentes sintéticos que pueden dejar la piel más reseca y tirante es imprescindible para lucir una piel sana. Te presentamos el decálogo para pieles sensibles:

1. Sigue una rutina natural

Es conveniente optar por ingredientes naturales suaves, hidratantes y calmantes. ¿Cómo escogerlos? Evita los componentes sintéticos o el exceso de conservantes que puedan desencadenar en reacciones y alergias. La cosmética natural se convierte en la mejor opción para la piel sensible ya que nos ayuda a protegerla de la manera más saludable y natural. ¿Te animas a probarla?

2. Agua micelar, un buen aliado

La limpieza facial es fundamental. Y el agua micelar es un producto suave que actúa de forma eficaz sobre el rostro, incluso mejor que el tónico cuando se trata de piel sensible. Buscamos un limpiador facial que no sea agresivo y que limpie de forma suave respetando la barrera dérmica. Por lo general, el agua micelar nos ofrece efectos calmantes, antiinflamatorias y con activos que reparan e hidratan la piel. ¿Te imaginas un desmaquillante con el que puedas retirar las impurezas del rostro sin frotar ni irritar tu piel sensible? Prueba con el Agua Micelar Fresh Green de Freshly Cosmetics, con agua vegetal ecológica de aloe vera y manzana verde y con extractos de jengibreagastache mexicana como tratamiento antiinflamatorio y refrescante dejando la piel limpia, fresca y sin rojeces.

3. No cambies de cosmético a menudo

¿Cualquier excusa es buena para ir probando todas las novedades beauty? Vigila, porque quizás no estés haciendo un favor a tu piel. ¡Un claro ejemplo para mimar tu cuero cabelludo sensible es el uso de un champú natural! Cuando empiezas a utilizar un champú natural y detox, le estás diciendo a tu cabello de que algo va a cambiar. Este proceso de detoxificación, que puede durar de dos a tres semanas, ayudará a mejorar la salud de tu pelo con el tiempo. Por eso es importante ser constante en el uso de un producto cosmético, especialmente si éste es natural, para no retroceder en el proceso detox y así poder obtener los resultados en el tiempo esperado.

4. Combate el frío ¡alerta piel sensible!

El frío es un impacto directo para la piel sensible, las rojeces e irritaciones en el rostro son habituales en las pieles más delicadas con la bajada de temperaturas. Por eso, la hidratación es uno de los factores más importantes para asegurar la salud de nuestra piel y que ésta se mantenga suave y elástica. ¿Y las manos? ¿Qué hay de esas manos ásperas, secas y agrietadas que sufren con la llegada del frío? Los cambios de temperatura, el clima seco, el viento, el frío y la calefacción, ambiente propio del invierno, hacen que nuestra piel se reseque con más facilidad por lo que nuestra piel pide a gritos un extra de hidratación.

5. Productos no comedogénico e hipoalergénico

Para el cuidado facial de la piel sensible optamos siempre que podamos por productos no-comedogénicos, es decir que no contengan aceites que bloqueen los poros y lleguen a producir imperfecciones en el rostro como los conocidos puntos negros y espinillas. Los productos de cuidado facial de Freshly Cosmetics, desde el agua micelar hasta la crema facial son no-comedogénicos. ¡Ideal para pieles mixtas y sensibles! Además para piel sensible recomendamos productos hipoalergénicos que no provoquen alergias ni irriten la piel más delicada.

Pack corporal natural Freshly Cosmetics

6. Hidratación con gel de baño y crema hidratante

La hidratación empieza en la ducha con un gel de baño que tiene por función limpiar, calmar e hidratar la piel más sensible. El aloe vera, la avena o el aceite de aguacate pueden ser tus mejores aliados ya que actúan restaurando las pieles más sensibles. Una vez fuera de la ducha, aplica una crema corporal natural que hidrate en profundidad pero sin resecar ni taponar los poros. Otra opción es aplicar un aceite corporal natural. ¿Qué te aportará? Una nutrición profunda a parte de actuar como reductor, anticelulítico e incrementar la elasticidad y la firmeza de la piel al incorporar una tecnología clínica natural de la microalga Tisocrysis Lutea. ¿Podemos pedir más? 

7. Protegerse del sol de la forma más natural

Utiliza un protector solar durante todo el año. Escoge una crema solar natural con filtros físicos naturales para asegurar una protección completa del rostro y del cuerpo con ingredientes naturales. Los perfumes son alergénicos y fotosensibles con el impacto de las radiaciones solares y esto puede aumentar el número de rojeces en la piel. La línea Healthy Protection de Freshly Cosmetics ofrece una protección alta con una elevada concentración de aloe vera que protege y combate el enrojecimiento cutáneo provocado por el sol. ¡Ya puedes hacerte con ellas en la web!

8. Toma nota de estos ingredientes naturales

Ten en cuenta estos ingredientes naturales extraídos de plantas para disfrutar de sus beneficios. El aloe vera tiene un gran poder hidratante y ofrece una limpieza suave de las capas más profundas de la piel; la avena, calma irritaciones de las pieles más sensibles; los aceites vegetales de almendras y aguacate tienen un efecto protector y reparador protegiendo la piel de los agentes externos. Anota también el jengibre que actúa como un potente antiinflamatorio celular.

9. Alimenta tu piel ¡Bebe agua!

Alimenta tu piel con ingredientes naturales a través de la alimentación y de la cosmética. Beber agua de forma regular también ayuda a lucir una piel más sana, más joven y más suave. El agua, además de hidratar la piel, ayuda a oxigenarla y a eliminar toxinas. Una piel hidratada tiene un mejor tono de piel y combate la flacidez favoreciendo la elasticidad, firmeza y luminosidad de la piel. ¡No dejes que tu piel se deshidrate!

10. Fecha caducidad ¿Aún lo puedo utilizar?

Los productos cosméticos también tienen fecha de caducidad. Deshazte de aquellas cremas, limpiadores faciales y esenciales de baño que lleven mucho tiempo en tu baño. ¿Ya no te acuerdas cuál fue la última vez que lo utilizaste? Lo mejor es que eches un vistazo al reverso del envase donde se indica la fecha de caducidad en un símbolo que representa un bote abierto, que puede indicar 3 meses, 6 meses o 12 meses, dependiendo de la firma cosmética. Este número indica el tiempo que se recomienda usar el producto una vez abierto. ¡No te la juegues porque puede que se haya echado a perder!

¿Te ha servido de ayuda estos 10 tips para piel sensible? Comparte el post en tus redes sociales o deja tu comentario para que podamos leerte y responder a tus preguntas. Descubre productos aptos para pieles sensibles en la tienda online de cosmética natural Freshly Cosmetics.

Descuento Freshly Cosmetics
Descuento Freshly Cosmetics

¿Qué te ha parecido? ¡Nos encantará leerte!