¡Yoga para niños! Una práctica muy saludable y repleta de beneficios


El yoga es una disciplina que puede ser practicada tanto por niños como por adultos que proporciona bienestar a nuestro organismo y nuestra mente. Si quieres descubrir más sobre sus beneficios y técnicas, y cómo practicar yoga en familia ¡sigue leyendo!

Los beneficios del yoga para niños 

La práctica de yoga en niños ayuda a mejorar los hábitos en las posturas, promoviendo una correcta posición de la columna vertebral. Mejora la flexibilidad de las articulaciones, desarrolla la musculatura, estimula la circulación sanguínea y la correcta posición de los órganos internos. Además, mejora el equilibrio, ayuda a canalizar los sentimientos y la energía. Calma, relaja y reduce los niveles de estrés infantil además de ayudar a desarrollar la concentración y agilidad de los pequeños. Con tan sólo 30 minutos al día ayudarás a tus hijos a crecer con un hábito saludable y beneficioso para su bienestar físico y mental. ¿A qué esperas para probarlo?

¿A qué edad pueden empezar a practicar yoga los niños?

A partir de los 3 años ya se puede empezar a practicar algunas de las posturas que te proponemos a continuación, esto les ayudará a desarrollar su flexibilidad y a adquirir este beneficioso hábito. A partir de los 8 años ya pueden a empezar a ampliar su repertorio sumando algunas de las posturas más famosas del yoga, a estas edades mantener la práctica del yoga es ideal para canalizar el estrés que conlleva la adolescencia.

Posturas 

Existen muchas posturas de yoga pero todas tienen su origen en los elementos de la naturaleza como las plantas y los animales, de este modo el yoga nos permite conectar con nuestro cuerpo y con los elementos a los que nos recuerda cada postura ¡pura energía!

Existen muchas maneras de practicar yoga, como por ejemplo las clases dirigidas que se imparten en diferentes centros, las podrás encontrar para todas las edades, pero también puede ser un momento de conexión íntimo y familiar, si decidís practicarlo en casa (siempre con la supervisión de un profesional o con la ayuda de personas expertas en la materia). En Freshly os proponemos 5 posturas que os ayudarán a relajar cuerpo y mente, y a conectar de forma increíble en familia ¡toma nota!.

kids-yoga-freshly-kids

Imagen de @summerperez

La postura de la mariposa

Para empezar nos sentaremos al estilo indio, juntando una planta del pie con la otra, cogeremos los pies y comenzaremos a mover las rodillas como si estuviéramos aleteando como una mariposa. Intenta mantener la espalda bien recta, la finalidad de esta postura es mejorar la posición corporal. Esta postura la pueden practicar incluso los más pequeños de la casa.

La postura del árbol

De pie y con las piernas y los brazos estirados, colocaremos la planta del pie derecha sobre la parte interna del muslo de la pierna izquierda, ¡intentalo en la parte más alta posible!. Por último uniremos las palmas de las manos en posición de paz a la altura del pecho. Sólo queda mantener el equilibrio y repetirlo alternado con cada pierna. Esta postura es genial para mejorar el equilibrio y la concentración (También es apta para los más peques)

La postura del perro

Para llevar a cabo esta postura vamos a colocarnos primero a 4 patas y a continuación estiraremos los brazos y las piernas por completo, manteniendo el culete arriba ¡sin levantar los talones y pegando las palmas de las manos al suelo! Recuerda mantener el cuello y la cabeza entre los brazos y mirar hacia el suelo. Esta postura es ideal para estirar nuestro cuerpo y mejorar su posición.

La postura del rugido del león

Nos colocaremos sentados sobre nuestras piernas y talones, apoyando la zona de las espinillas en el suelo por completo y manteniendo las piernas ligeramente abiertas, a la misma distancia que los hombros. A continuación, apoyaremos las palmas de las manos en el suelo con los dedos bien separados y manteniendo los brazos estirados. Después, con la boca bien abierta emitiremos un rugido o cualquier otro sonido que nos ayude a liberarnos. Esta postura es genial para que los niños aprendan a expresar sus sentimientos y liberen todas las tensiones.

La postura del camello

Nos colocamos en el suelo de rodillas, manteniendo el culete arriba y echamos todo nuestro cuerpo (tronco) hacia atrás tocando con la palma de la mano los talones. Levantaremos un brazo hacia arriba donde también se dirigirá nuestra cabeza y la mirada. Repetiremos la postura primero con un brazo arriba y luego con el otro. Esta postura promueve y mejora la flexibilidad de los más pequeños.

¡Ahora toca poner todo este conocimiento en práctica! Reúne a tu familia 30 minutos al día con ropa cómoda y practica estas divertidas y beneficiosas posturas de yoga ¡este hábito os ayudará a conectar entre vosotros y os sentiréis mucho mejor y más relajados!

¿Y tú practicas yoga? Comparte con nosotros tus experiencias ¡nos encanta conocer vuestras técnicas! Déjanos un comentario en el Blog o a través de Instagram. Y recuerda, sigue pasándote por aquí, cada semana subimos contenido nuevo y prometemos que te va a encantar.

Descuento Freshly Cosmetics
Descuento Freshly Cosmetics

¿Qué te ha parecido? ¡Nos encantará leerte!